EL MÁS LARGO VIAJE. BITÁCORA DE LUIS G. CHACÓN.

Inicio » Finanzas para todos » Cosas de las Finanzas » DECISIONES DE MERCADO Y RENTABILIDAD BANCARIA (I)

DECISIONES DE MERCADO Y RENTABILIDAD BANCARIA (I)


En esta Nota y en alguna más vamos a analizar las distintas decisiones que puede tomar la gerencia de un banco para gestionar correctamente un balance como los actuales en los que los riesgos bancarios concedidos son muy superiores a los depósitos tradicionales recibidos. Explicamos en una Nota anterior que los bancos han podido expandir su cartera de créditos gracias a la captación de dinero de inversores, puesto que la cuota de ahorro nacional era insuficiente para atender la demanda crediticia. Lógicamente, los ahorradores extranjeros que han financiado nuestra banca no tenían la confianza suficiente en nuestras entidades como para constituir simples depósitos. El sistema era algo más complejo aunque muy sencillo; depositaban sus ahorros en las entidades de su país y en concepto de depósito y era su banco quien invertía en emisiones de bonos, cédulas y demás títulos emitidos por entidades españolas.

Esta nueva forma de captar pasivo, sea con dinero nacional o de terceros países, hace que ni la calificación jurídica, ni los riesgos asumidos, ni la remuneración obtenida por los titulares de los Activos Financieros emitidos sean iguales a las de los depositantes tradicionales. Estos capitales proceden de inversores y por tanto son préstamos, no depósitos. Así que asumen mayor riesgo que los depositantes y por ende, obtienen una mayor rentabilidad. Igualmente, el banco asume un coste de financiación más alto que compensa con la asunción de mayor riesgo en las operaciones concedidas.

En un primer estadio, el Balance del Banco responde al esquema ya estudiado en el que las Operaciones de riesgo suman 45 u.m. de cada 100 o un 45% de los Activos Totales medio (ATM) y se financian con Depósitos de Clientes que equivalen al 60% de ATM.

Para poder atender el crecimiento de la demanda crediticia es imprescindible captar pasivos no convencionales para equilibrar el Balance. Supongamos que las Operaciones de riesgo alcanzan una cifra de, por ejemplo, 90 u.m. (60% de ATM). En ese caso, si los Depósitos bancarios permanecen en torno a las 60 u.m., que sólo representan el 41% de ATM habría que obtener del mercado un total de 45 u.m. (30% de ATM) en Otros pasivos. De ese modo, la proporción entre Préstamos y Pasivos bancarios se mantiene; las operaciones de riesgo suponen un 75% del Pasivo bancario que aquí lo constituye la suma de Depósitos recibidos y Empréstitos emitidos. Pero la relación entre Préstamos  y Depósitos Clásicos varía de un modo importante ya que los Préstamos representaban en el esquema clásico un 75% de los Depósitos y actualmente su proporción es igual al 150% de estos.

La evolución del Balance se puede apreciar en el Cuadro adjunto.

Evolución del Balance Bancario.

Evolución del Balance Bancario.

Las opciones de gestión son varias. La más cómoda y tentadora es buscar el crecimiento del Margen de Intermediación. El planteamiento comercial es sencillo, la empresa bancaria absorbe todos los beneficios procedentes de la actividad. Pero es difícil que la competencia no reacciones rebajando los precios de su activo para captar mayor cartera o aumentando los de los pasivos para disponer de más tesorería. Por esa razón, es imposible mantener esta política durante mucho tiempo.

Los resultados se aprecian en el Cuadro adjunto donde vemos como la Cartera de Otros pasivos crece provocando que el Margen de Intermediación, casi se duplique.

Evolución del Margen de Intermediación manteniendo los tipos fijos.

Evolución del Margen de Intermediación manteniendo los tipos fijos.

De este modo, el Balance del Banco se expande pero provoca mayores exigencias de los inversores que le obligaran a ser más competitivo y eficiente lo que significa siempre una mayor asunción de riesgos. Es claro que, sólo una política comercial agresiva nos permitiría aumentar los préstamos concedidos. Pero esa misma agresividad comercial suele degradar la calidad de las operaciones al rebajar el listón de solvencia exigido a los prestatarios.En la Gráfica siguiente apreciamos como el crecimiento del Margen de Intermediación es consecuencia del aumento de las magnitudes de Balance.

Crecimiento del margen de Intermediación por volumen de créditos a tipos fijos.

Crecimiento del margen de Intermediación por volumen de créditos a tipos fijos.

En otra Nota posterior analizaremos como la competencia acaba obligando a las entidades a mantener el Margen de Intermediación ya que la presión de depositantes, inversores e incluso solicitantes de crédito les impide, salvo en casos de banca monopolística, actuar del modo que hemos visto, si bien, es cierto que puede mantenerse durante un más bien corto período de adaptación del mercado.

-oOo-

NOTAS SOBRE “EL DIFERENCIAL DE CLIENTELA”

EL DIFERENCIAL DE CLIENTELA.

GESTIONANDO EL DIFERENCIAL DE CLIENTELA.

LA NUEVA ESTRUCTURA DEL PASIVO BANCARIO Y EL DIFERENCIAL DE CLIENTELA.

DECISIONES DE MERCADO Y RENTABILIDAD BANCARIA (I).

DECISIONES DE MERCADO Y RENTABILIDAD BANCARIA (II).

DECISIONES DE MERCADO Y RENTABILIDAD BANCARIA (III).

REDISTRIBUCIÓN DE TIPOS Y EXPANSIÓN CREDITICIA.

LA GESTIÓN FINANCIERA DE LA SUCURSAL BANCARIA.

EL CÁLCULO DE RENTABILIDAD DE LAS SUCURSALES BANCARIAS.

EL IMPACTO DE LOS TIPOS DE INTERÉS EN LA GESTIÓN DE SUCURSALES.

LA REVISIÓN DE TIPOS EN LA GESTIÓN DE SUCURSALES.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: