EL MÁS LARGO VIAJE. BITÁCORA DE LUIS G. CHACÓN.

Inicio » Cuaderno de Bitácora » GRECIA: RAZÓN Y CORAZÓN

GRECIA: RAZÓN Y CORAZÓN


Buscar el equilibrio es complejo. Siempre puede haber algo, un gesto, un prejuicio, una idea que nos empuja hacia uno u otro lado cuando se trata de elegir entre dos opciones. A veces incluso, la vida nos obliga a elegir entre dos males y es la indecisión la que nos termina por atenazar y nos hace incapaces de decidir. No siempre es fácil saber quién es el bueno y quien el malo en un conflicto. La realidad, rara vez es maniquea. Es casi imposible encontrarse ante un combate entre ángeles y demonios para tener claro con quien han de ir nuestras preferencias y a quien hemos de apoyar.

Los ciudadanos griegos votaron con el corazón y respeto su decisión aunque no la comparta. La dignidad también se expresa en toda su amplitud cuando se decide tomar el camino del dolor, más aún cuando, como en este caso, sea cual sea el elegido sólo va a tener de rosas, las espinas.

La situación griega es compleja y no se ha explicado correctamente. En unos casos por oscuros intereses y en otros muchos por mero desconocimiento. Es muy triste comprobar que el dolor y la miseria pueden convertirse en el día a día de un pueblo por la incapacidad de sus gobernantes para armar una estructura consistente de desarrollo. El problema de Grecia es el de muchos otros países y también lo fue del nuestro donde algo queda de aquella sociedad caciquil y paternalista aún presente a los pies de la Acrópolis; los beneficiados de la corrupción, el fraude, la ineficiencia y los privilegios se envuelven en la bandera nacional para seguir manteniendo su estatus aunque para ello sea necesario que el resto de sus compatriotas deban hundirse, aún más, en el fango de la miseria.

Por todo ello, me apena profundamente comprobar cómo los árboles no nos dejan ver el bosque.

Hace años, un viejo profesor nos preguntó en clase que haríamos si nos encontráramos con un niño hambriento, aterido de frío y lloroso en mitad de la calle. La mayoría optó por abrazarlo y consolarlo y sólo algunos creímos conveniente comprarle un bocadillo y llevárselo junto a una manta, antes de llamar a la policía para que se hiciera cargo de él.

No sé que hubiera preferido el niño. Supongo que en principio, el abrazo y sólo después, al pensarlo detenidamente, habría elegido comerse un bocadillo y abrigarse con una manta mientras localizaban a sus padres.

Aquel día entendí que la mayoría de la gente valora más que se actúe con el corazón a que se busquen soluciones racionales. Y he vuelto a comprenderlo en el asunto griego y lo valoro porque supone un enorme rasgo de humanidad, aunque sigo prefiriendo las acciones racionales que solucionan realmente los problemas aunque no ofrezcan el tan ansiado consuelo que a veces se busca.

Como siempre he preferido ser consecuente antes que popular y por ello, creo firmemente que lo que ayudaría a Grecia a tener un futuro estable no son más abrazos en forma de rescates financieros y préstamos que alarguen la agonía sino un plan racional que le permita ser libre para poder ser solidaria.

Anuncios

4 comentarios

  1. VecinaV dice:

    Apreciado Luis,
    Como ya sabe, no comparto sus reflexiones sobre el actual gobierno griego. Grecia ha votado con todas sus fuerzas (incluidos corazón, cabeza, estómago…) frente al austericidio criminal de las instituciones europeas, que NO de sus pueblos!
    Algunos economistas independientes, además de dos premios nobel, tienen otras reflexiones. Les dejo el enlace para quienes quieran un contraste:
    http://www.vnavarro.org/?p=12348
    Un saludo

    Me gusta

    • Querida Virtudes:
      Es natural que ante un caso como este sean diversas las opiniones. Todos los economistas son independientes, los que piensan como nosotros y los que no, al igual que los Premios Nobel, se llamen Stiglitz y Krugmann o Pissarides, grecochipriota y favorable al si en el referéndum al igual que 247 profesores de Economía de la Universidad griega según publicó El País.
      Es bueno contrastar, pero también lo es, y ahí residía mi reflexión dejar de lado maniqueísmos y presentar como angelicales a los griegos, a Syriza y al señor Tsipras y como unos monstruos al resto de dirigentes de países europeos. Podríamos entrar en otros detalles como el del clientelismo y la corrupción griega reconocida por su propio primer ministro y que no ha atacado en estos meses, ni siquiera mínimamente o la posición de la Iglesia Ortodoxa como gran terrateniente libre de impuestos en una situación que otros países liquidaron en el XIX.
      De todos modos, aquí siempre son bienvenidas otras opiniones porque sólo del debate surgen el consenso y las soluciones.
      Saludos.

      Me gusta

  2. misael dice:

    Totalmente de acuerdo, D. Luis. Pero resulta que hay algunos “sentires” muy bonitos y bondadosos en primera instancia… pero cuando el argumento hay que desarrollarlo, el resultado final queda bien lejos de lo que parecia inicialmente.

    La revolucion bolchevique triunfó al grito de todo para el pueblo. Se trataba de la igualdad, del sacrosanto derecho de la igualdad… más falso, como ellos lo plantean, que un duro de madera. Se ganaron voluntades y apoyos expropiando y repartiendo tierras… Pero lo que Lenin tenía claro, a saber: que todo había de terminar en la dictadura del proletariado, para el pueblo, corto de entendederas y lleno de sentimiento, pasó desapercibido… el resto de la historia es bien conocida.

    Lo de Grecia es de libro: la UE intenta ayudarle, pero los griegos no quieren ayuda para mejorar, sino dinero para gastar. Tsipras ganó las elecciones al grito de “no más dolor” sino más “dignidad para el pueblo griego”.

    ¿ Habrá alguien capaz de creer que Grecia no va a hacer trampas nuevamente ? Una vez abierto el melón del tercer rescate, se trataría de aparentar hacer reformas, mientras los burócratas UE, tratarían de aparentar controlar, a ellos el rescate no les cuesta un sólo euro, pero si les puede costar el puesto el que se produzcan rupturas… y si por el lado de dar más dinero no hay rupturas, el pueblo UE traga, no habrá problemas en seguir apoquinando lo que menester sea. En España lo hemos visto en todo el espectro posible: sartenás de subvenciones para sindicatos, FLA para Cataluña, cupos vascos, deudas históricas andaluzas… parafraseando a Tejero podríamos decir, “tranqui todo el mundo, que saquen las manos que se las llenamos de euros”.

    Lo único, único que me satisface de todo esto es pensar que esta vez el marrón no es español, es de la UE. Son tantos los años de constantes victimismos, reivindicaciones y chantajes que pareciera que España sólo puede ser deudora con todo el mundo…. por ahí va la deuda en un billón de euros, para demostrar lo pacifista y siempre dispuesta al dialogo y entendimiento y sobre todo a aflojar la chequera que caracterizan a España y a sus gobiernos de los ultimos años.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: