EL MÁS LARGO VIAJE. BITÁCORA DE LUIS G. CHACÓN.

Inicio » Prensa » Notas Disonantes » REVOLUCIÓN Y MATONISMO

REVOLUCIÓN Y MATONISMO


Emitido en La Mañana de COPE Granada.

La libertad de expresión es un derecho individual fundamental y una de las bases de las democracias y de los estados de derecho. Su ejercicio da inicio en el mismo momento en el que abrimos la boca y termina justo cuando la cerramos, instante en el que nace el derecho a la libre expresión del resto de los ciudadanos. Sin las libertades de expresión y prensa no puede entenderse una democracia. La fortaleza social de ambas libertades es directamente proporcional a la de la propia democracia.

España es un país en el que las libertades ciudadanas han estado siempre en entredicho. De poco nos sirvió acunar el liberalismo en las Cortes de Cádiz si este debió luego buscar climas más fríos y brumosos para poder crecer y fortalecerse. La crítica política, incluso la injusta y hasta la falsa o interesada son parte del juego de la libertad. Y se combate con la réplica o la ley si la libre opinión ha sido sobrepasada hasta convertirse en mera difamación. Los únicos límites de la libertad de expresión han de ser la verdad y el respeto. Cuando un político es incapaz de asumir la crítica, de soportar la discrepancia y de admitir que no se encuentra en la posesión de la verdad absoluta debería recordar que, como escribió el maestro Séneca, el primer arte que deben aprender los que aspiran al poder es el de ser capaces de soportar el odio.

Sin embargo, los líderes carismáticos, aquellos que se sienten señalados por la providencia para salvar a la humanidad, los mismos que no soportan la discrepancia, nunca han sido capaces de disimular su aversión a la libertad de prensa. Al fin y al cabo, si ellos son la verdad, ¿quién podría contradecirles? Por eso, el penoso espectáculo protagonizado ayer por el ínclito señor Iglesias en la presentación de un libro en la Universidad Complutense no debería sorprendernos. Se trata del mismo líder político que ha defendido reiteradamente que la prensa debe someterse al control del estado para, asómbrense, garantizar la veracidad de las informaciones. Hay que reconocerle, cuando menos, la genialidad del eufemismo para no llamar a la censura por su nombre. Todos sabemos que el modelo de estado del señor Iglesias no es el de la democracia liberal en el que un par de periodistas del Washington Post pueden destapar un vergonzoso escándalo que acabe poniendo contra las cuerdas al presidente de los Estados Unidos hasta obligarle a dimitir. En su visión dictatorial de la misión de la prensa, mis admirados, Bob Woodward y Carl Bernstein sólo serían unos sicarios del capital o del Ibex – ese mantra podemita que repite hasta la saciedad que quien realmente nos gobierna son los presidentes de las grandes compañías. Para el señor Iglesias, Álvaro Carvajal, periodista de El Mundo al que ayer utilizó como aviso a navegantes del periodismo libre, no es un profesional que cuente las cosas que pasan tal y como las ve, sino un peligroso elemento desestabilizador y un enemigo declarado del paraíso neomarxista y revolucionario que nos prometen desde Podemos.

Que un líder revolucionario te amenace, más o menos sibilinamente, no es ninguna novedad. El matonismo y la revolución – sea del signo que sea – siempre han ido de la mano. Y en este caso, no debemos olvidar que la prensa libre siempre ha sido el mayor enemigo de los líderes carismáticos y providenciales. Que la claque revolucionaria del amado líder aplauda a rabiar cuando señala con su dedo acusador al periodista díscolo, entra dentro de lo habitual y es parte del atrezzo revolucionario. Pero que un auditorio universitario le ría la gracia a un profesor mediocre revenido en líder, si me empieza a preocupar. Algo raro está pasando en España, si el respeto a la libertad de expresión decae en el templo del saber y la tolerancia que debe ser la Universidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: