EL MÁS LARGO VIAJE. BITÁCORA DE LUIS G. CHACÓN.

Inicio » Prensa » Notas Disonantes » PETERPANES

PETERPANES


Emitido en La Mañana de COPE Granada.

Supongo que recordarán a Peter Pan, el niño que no quería crecer y a su inseparable compañera Campanilla, el hada que le permite volar indefinidamente y sin descanso. Peter siempre va rodeado de un simpático grupo de huérfanos conocido como los Niños Perdidos a los que encontró de pequeños y con los que corre maravillosas aventuras en el mundo de Nunca Jamás, siempre luchando contra el malvado capitán Garfio y los piratas del Jolly Roger. Pero si hay algo que Peter y sus amigos odian, aún más que a James Garfio, es a los mayores y a todos los que no viven, como ellos, en ese estado feliz de una infancia eterna y sin preocupaciones.

Más o menos como la ínclita socióloga Carolina Bescansa, musa intelectual del podemismo ilustrado que ha proclamado a los cuatro vientos la curiosa idea de que si sólo votaran los menores de cuarenta y cinco años, Pablo Iglesias sería presidente del Gobierno. Supongo que si lo hicieran las señoras mayores, el elegido sería Bertín Osborne, si las adolescentes Mario Casas y si sólo tuvieran derecho a votos los alumnos de infantil, el vencedor indiscutible de cualquier cita electoral sería Pocoyó.

Imagino que también habrán escuchado en estos días la polémica desatada por un diputado de En Marea – la marca gallega de Podemos – que, supongo que muy enfadado por la mayoría absoluta obtenida por Núñez Feijoo, ha calificado a sus vecinos gallegos como – ¡atención! – esclavos que votan al amo, al cacique, al que manda, a los de siempre… para terminar la frase con el remoquete de llamarles pueblo alienado. Aunque poco después se ha disculpado, entiendo que empujado por las presiones recibidas desde todos los ámbitos, parece claro que para la nueva izquierda la democracia sólo existe si les votas a ellos.

Y lo cierto es que se está convirtiendo en un clásico del podemismo recurrir al argumento de que la revolución que ellos tienen pendiente no llega a cuajar por culpa de esa parte de la sociedad ya entrada en años que, vendida al conservadurismo más reaccionario, la paraliza votando a quien no debe votar. Hasta tal punto ha sublimado el delirio de algunos extremistas que han llegado a pedir que se impida votar a los españoles a partir de cierta edad. Y claro, uno se pone a reflexionar un poco y piensa en personas que han vivido una guerra civil, la dura posguerra, la dictadura, la emigración, el desarrollismo o la Transición y después piensa que quien les insulta y quiere privares del voto ha ido a la Universidad gracias al esfuerzo de los que supuestamente votan mal y no sabe si contestarles como se merecen o comprarles una piruleta y enviarlos con Peter Pan hasta que crezcan y maduren.

Como ya la edad ligera me resulta un recuerdo, alegre pero no inmediato, me he sentido profundamente ofendido por la boutade de la señora Bescansa que por cierto, supera en algún año esa tenue frontera de los cuarenta y cinco, en la que al parecer se convierte uno en un tremendo reaccionario. Supongo que al final va a ser cierta aquella frase que afirmaba que quien no es revolucionario con veinte años no tiene corazón y quien lo sigue siendo con cuarenta, lo que no tiene es cabeza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: