EL MÁS LARGO VIAJE. BITÁCORA DE LUIS G. CHACÓN.

Inicio » Posts tagged 'Estado'

Tag Archives: Estado

PARASITISMO


Publicado en Granada Hoy.

La noticia económica de la semana la dio Moody’s mejorando la calificación de la deuda pública. El gobierno ha sacado pecho, se ha colocado la medalla y estima que pronto lo harán las demás agencias. La oposición socialista sólo ve negras nubes en el horizonte y el señor Lara de IU, con su añejo discurso solo acierta a declarar que las agencias sirven a los especuladores. Y se queda tan pancho. El triunfalismo del PP es excesivo en quien debe dirigir al país. La simpleza del PSOE que olvida su pasado de gobierno y parece no tener presente ni futuro y el desvarío comunista son tan habituales que ni extrañan, ni importan.

Es cierto que cae la prima de riesgo y nos prestan más barato pero la deuda pública casi iguala al PIB. Y así, ambas situaciones se compensan. Cambiamos coste por cantidad. Pagamos menos pero al deber más, nos quedamos igual. La percepción de la economía y las finanzas es una cuestión de expectativas. En sus novelas sobre la Armada británica popularizadas gracias a la película Master & Commander, Patrick O’Brien cuenta como, tras pasar varios meses en alta mar, los aristocráticos oficiales de la Royal Navy que en tierra podían despreciar un jugoso asado por no encontrarlo de su gusto, pagaban un buen puñado de chelines a los grumetes para que les cazaran una molinera – nombre que daban a las rollizas ratas que pululaban por la sentina – con la que darse un festín. Nosotros, endeudados hasta las cejas, consideramos una mejora la estabilización de la deuda. Pero el problema es mucho mayor. Como el ciudadano solo percibe el recorte del gasto en aquellas partidas socialmente valoradas se consolida la idea de que el estado se ha convertido es un parásito que sólo busca su supervivencia y la de aquellos que conforman la casta política, salpicada por la corrupción a todos los  niveles. (más…)

Anuncios

¿HAY QUE PAGAR POR TRABAJAR?


Hay una cierta tendencia en el ser humano a repetir sus errores. En los países occidentales, la esclavitud es una realidad olvidada pero desgraciadamente, no lo es la explotación de los trabajadores. La crisis se está convirtiendo en el mantra que justifica el atropello. Casi todas las reformas que nos llevan hacia atrás, se anuncian como temporales y extraordinarias. Pero nadie nos asegura el plazo de las mismas ni cuáles son las condiciones que han de darse para que volvamos a la normalidad.

Hay cosas que parecen ancladas en el tiempo. Y no todas son tan bellas como la Alpujarra. Pampaneira (España). Pampaneira.

Hay cosas que parecen ancladas en el tiempo. Y no todas son tan bellas como la Alpujarra. Pampaneira (España).

Algunas situaciones no han desaparecido sino que se han sofisticado. Si la sociedad decimonónica y finisecular que vivió el Desastre del 98 veía como algo normal que un chiquillo que apenas llegaba al mostrador de uno de aquellos comercios de ultramarinos y coloniales, trabajara de aprendiz a cambio de la comida y un catre en el que echarse a dormir, en la España de hoy somos muy pocos los que nos escandalizamos de que sigan existiendo becarios. Ya saben, esos jóvenes licenciados en alguna rama del saber que a cambio de nada o de una cantidad ridícula que no da ni para pagarse el transporte a la oficina, se dedican a hacer fotocopias y poco más, con la única idea de añadir un par de líneas a su magro currículo. Lo cierto es que casi ninguno desarrolla un trabajo que le permita aprender algo que pueda convertirse en una ventaja competitiva frente a otros aspirantes a un puesto de trabajo. Si observan con detalle ambas situaciones, en el fondo hemos ido a peor. Hace un siglo, el aprendiz trabajaba de hecho y obtenía conocimientos prácticos y relaciones que le podían servir en el futuro ya que, por ejemplo, hacía de recadero y llevaba las compras a casa de los clientes. El becario sólo aprende a fotocopiar, algo que ya sabía, no consigue casi nada y además, la experiencia acaba costándole el dinero.

(más…)

¿SUMERGIDA O SUPERVIVIENTE?


Publicado en Granada Hoy.

Ha causado alboroto el Informe que estima el peso de la economía sumergida en un cuarto del PIB. ¿Nadie recuerda que antes de la crisis suponía un veinte por ciento? Aquella cifra graba en mármol la ineficiencia de nuestros gobiernos en la lucha contra el fraude fiscal y la corrupción rampante que asoló España paseando maletines repletos de billetes.

Hagamos números. El hampa no declara sus negocios. Por eso y no por sus asesinatos, acabó Al Capone en Alcatraz. Así que si deducimos el delito común, los defraudadores recalcitrantes y el gran fraude basado en sociedades pantalla, caros asesores y paraísos fiscales, que también es delincuencia, concluimos que la crisis ha incrementado en cinco puntos la economía sumergida. Y parece que el gran problema nacional, el ingente déficit público, va a ser responsabilidad de quien se saca cien euros con alguna chapuza, cuida enfermos o limpia casas y no lo declara.

(más…)

PENSIONES: PÚBLICAS Y PRIVADAS


La Ley de Planes y Fondos de Pensiones de 1987 nació con la voluntad de volver a crear sistemas privados de previsión. Y digo volver a crear porque las asociaciones de socorros mutuos han existido desde siempre, fueran las hermandades gremiales de la Edad Media o el Montepío de Toreros fundado a principios del siglo XX por Ricardo Torres, Bombita. Sean públicos o privados, los sistemas de previsión social tienen una estructura similar: sus miembros aportan fondos que recibirán cuando se produzca la circunstancia asegurada. Lo obtendrán en efectivo – pensiones – o en especie – seguros de enfermedad o accidente.

El bienestar futuro de la población retirada es una cuestión de sensibilidad social y de justicia. La ciudadanía demanda pensiones que garanticen una jubilación digna y que alcancen o cuando menos se acerquen a los salarios de los trabajadores en activo. Pero también lo es de desarrollo económico ya que la demanda creciente de bienes y servicios por parte de los jubilados es fundamental para una economía tan volcada en el sector terciario como la actual.

Retrato de un anciano. Ilustración. Luis G. Chacón.

Retrato de un anciano. Ilustración. Luis G. Chacón.

La función del estado es garantizar las pensiones administrando correctamente las cantidades aportadas por los ciudadanos para ese fin. En España, el Tribunal Supremo ha reiterado el carácter de prestación social de las pensiones públicas lo que significa que el estado no está obligado a asegurar los ingresos previos del pensionista. Su misión primordial será generalizar las pensiones mínimas aunque sea a costa de separar cada vez más las medias y altas de los últimos sueldos en activo. En este caso, si los ciudadanos con rentas altas quieren mantener su nivel de vida será necesario que existan sistemas complementarios de pensiones. (más…)

ALGO FALLA


Publicado en Granada Hoy.

En España, las instituciones que deberían animar a la sociedad civil no sólo no actúan como necesario contrapeso a la vocación omnímoda del estado sino que se han acabado convirtiendo en parte del mismo. Como la independencia real nace de la económica y carecen absolutamente de esta se han echado en brazos de un estado que las mediatiza a la vez que ocupa hasta la última parcela de decisión social. No hay libertad de acción ni de crítica si partidos políticos, sindicatos, iglesias, fundaciones, ONG y demás asociaciones sobreviven gracias al reparto de fondos públicos otorgado en función de la cercanía ideológica y los intereses mutuos.

(más…)

A %d blogueros les gusta esto: